PINTANDO VERSOS

ANA MARIA ESPINOSA(Carla Herrera)

lunes, 26 de noviembre de 2007

Pedro Sánchez Sanz.Las huellas en la nieve

(Fotografía Kim Anderson)

*
LA VERDAD DE LOS NIÑOS
*
Me gusta mirar niños.
No por su mirada inocente
ni su amplia sonrisa,
sino porque no han adquirido aún
el gesto rutinario de apagar
la colilla de la ilusión
en el gris cenicero de la prisa.
*
Pedro Sánchez Sanz.

*




SOBRE LAS AGUAS


* Ese barco que atraviesa la noche

con la misma dignidad de los hombres

asoma como una criatura abisal

que abandonara sus negros dominios

con la intención de llegar al último puerto,

ese cementerio de recuerdos marinos

que espera eternamente detrás de una isla.

Sus luces son cientos de ojos que alumbran

el abismo profundo, las constelaciones

de ese cielo inverso que es el océano,

telaraña cuajada de rocío.

Enfermo, arrastra al pairo sus entrañas

repletas de abordajes y naufragios,

de imposibles caricias de sirenas.

Y algún día, cuando me abandonen los vientos,

pasará un barco que lleve mi nombre

tatuado con sal y sangre en la proa.


Pedro Sánchez Sanz.

Sevilla.1970


"Las huellas en la nieve"

Etiquetas:

2 comentarios:

Blogger Viktor Gómez ha dicho...

Bienvenido, Pedro, al mar hospitalario, al Caudal y la Calma, a los flujos luminosos de la noche.

Entra con Proa de Honor y Sangre
tu Verso de Carne y amor.

Bienvenido, Poeta.

Un peligroso periplo, una aventura plagada de riesgo y contrariedades no te impidió cantar y bien, dejar las huellas en el viento, en las brisas, de tu marina libertad y tu humanísimo lenguaje.

Bienvenido, Nauta.

Un abrazo en tierra,

Víktor Gómez

28 de noviembre de 2007, 15:36  
Blogger Ana Maria Espinosa ha dicho...

Víktor:

Un estupendo libro, éste de Pedro
Sánchez, por el que el tiempo no duerme, avanza, surca los océanos del futuro, donde ahora estamos
desde que él lo botó en el puerto
del verso.

No tengo el gusto de conocerlo, y mira que está cerquita, Sevilla,
pero me encantaría, mientras, sea
bienvenido por estos lares, con su permiso.

Gracias compañero, por agitar tus alentadoras banderas de cordialidad y saludo.

5 de diciembre de 2007, 16:20  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal